!Constructores, a pagar a la Unillanos!

Foto: tomada de la web

Henry Ladino, diputado del Meta, informó que en el marco del control político que realiza la Asamblea del Meta a diferentes entidades en el departamento, iniciaron la gestión para que el gremio de la construcción en el Meta le pague a la Universidad de los Llanos “lo que debe pagarle”.

“No es justo que por la inoperancia de algunas  administraciones pasadas y por más de cinco años, se dejó de tributar lo que se tenía que tributar con la ordenanza 1024 de 2010 para la Universidad de los Llanos”, indicó el diputado.  

Según Ladino,  en 10 años el sector de la construcción ha recaudado 116 millones de pesos, pero a raíz de un ajuste que se hizo  a la norma, ahora se cobra sobre los presupuestos de obra, y no sobre las licencias de construcción, lo que ha generado que el actual gobierno haya recaudado  de los municipios del Meta 1.470 millones de pesos en 10 meses de pandemia.

Frente a estas cifras, el diputado dijo que “no se puede acabar con la Universidad de los Llanos, para generar el beneplácito de los constructores en el departamento”.

Así las cosas, Ladino recordó que cuando se hace un presupuesto de construcción se tiene claro el porcentaje que se debe aportar. “Si es una obra o un mejoramiento de vivienda, que equivale a 35 salarios mínimos no se paga nada, pero si llega a los 100 salarios mínimos, debe pagar el 0.5 % del valor de la obra. En caso de superar los 100 salarios mínimos, debe pagar el 1 %”, explicó el diputado Henry Ladino.

En este sentido, señaló que la norma es clara y precisa, pero para él hubo una malversación de recursos en este caso, por lo que ya se puso en conocimiento de los órganos de control (Contraloría, Procuraduría y la Fiscalía General de la Nación) estas irregularidades, para que se investigue.

“Aquí hubo malversación, peculado por apropiación, prevaricato por acción, pero sobre todo una lesión enorme a la Universidad de los Llanos, ya que durante este tiempo se debió haber recogido el presupuesto para la construcción de las sede de la Universidad en los municipios de Granada, Acacías  y Puerto López”, indicó Ladino.

El diputado señaló, además, que estos recursos no llegaron a sus destino porque “los administradores de los municipios de Restrepo, Cumaral, Villavicencio, Granada y Puerto López no liquidaban como lo manda la ordenanza 1024, que es sobre el valor del presupuesto de obra, sino liquidaban en convenio y concertación con el tributante para que se liquidara sobre la licencia de construcción. Eso no lo dice la norma, y por eso una licencia de construcción de una obra de 3 mil millones cuesta $400.000 pesos. Es decir, le aplican la tasa sobre este valor y no sobre los 3 mil millones de pesos”, señaló el deputado Ladino.