Para implantarse un microchip NFC en Dubái puedes ir al manicurista

La tendencia de tener microchips NFC insertados debajo de la piel para que la interacción con los dispositivos sea una experiencia más fluida, es ya un hecho desde hace un tiempo, y un salón de Dubái ha ideado una original técnica no invasiva.

En lugar de usar una aguja para insertar el chip subdérmico, el salón Lanour Beauty Lounge simplemente lo aplica en la uña, y la cubre con un recubrimiento especial para su protección. El chip permite tener varios datos instalados, desde los perfiles de redes sociales y sitios web del usuario, hasta sus datos de contacto y número de teléfono.

El director ejecutivo del salón, Nour Makarem, admite que encontrar chips lo suficientemente pequeños y livianos para caber en una uña humana fue un desafío, pero ahora están trabajando en soluciones para aumentar el espacio de almacenamiento en los chips, que es bastante pequeño por ahora. Esperan que la tecnología avance hasta un punto en el que Smart Nails pueda usarse para pagar facturas, o compartir menús.

“Instalamos la información que desees. Como tu nombre, tu número de teléfono, tus cuentas de redes sociales y sitios web”, presume Makaren en una publicación de Instagram. Rápidamente se han convertido en un gran éxito en Dubái, y los clips publicados en el Instagram del salón también comenzaron a atraer la atención del extranjero.

Nour Makarem afirma que su salón ha realizado más de 500 procedimientos de Smart Nail hasta ahora. La aplicación del chip tiene un precio de 250 Dhs (USD 70). Y en caso de que temas que alguien use el chip para rastrearte, te alegrará saber que el microchip es un ‘dispositivo pasivo’, lo que significa que sus datos solo pueden leerse cuando están muy cerca en dispositivos compatibles con NFC como teléfonos inteligentes.